Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image

| March 25, 2016

Ir arriba

arriba

Nuestra vecina la gastronomía portuguesa

Nuestra vecina la gastronomía portuguesa
masQgastronomia

Los españoles somos muy de comer y nos apasiona la comida y la cultura gastronómica. Podemos encontrar miles de recetas propias de cada zona y cuando quedamos con amigos y familiares lo hacemos siempre en función de los horarios de comida. Se puede quedar para comer en el típico restaurante de menú del día, para cenar en casa de algún amigo cocinitas, para tomar algo en el bar de siempre… pero sea como sea, todas las quedadas giran en torno a la comida y bebida.

También cuando viajamos nos gusta descubrir platos propios de cada país, cómo lo cocinan, qué hábitos mantienen durante la comida, todo lo que rodea al hecho de preparar el plato… la gastronomía es cultura y como tal no se puede dejar de lado cuando se viaja.

Sin embargo, y a pesar de la cercanía, poco sabemos en general de la gastronomía de nuestro vecino Portugal.  Sabemos que se cocina mucho pescado fresco, proveniente de sus más de 1200 km de costas; que es similar a nuestra cocina mediterránea, con mucho uso del aceite de oliva y el pan; y que bien se puede disfrutar de una velada acompañada de un melancólico fado.

Pero desconocemos que también tiene muchas influencias asiáticas, africanas y por supuesto brasileñas, propias de sus excolonias, de las que abundan las hierbas aromáticas, el uso de la patata y las sopas para acompañar los platos principales.

Pues bien, la cocina portuguesa  se basa, sobre todo, en el uso de 4 ingredientes, que son: la patata, la col, el arroz y por supuesto el bacalao, bacalhau.

Por su gran extensión longitudinal, no se cocina igual al norte, donde son típicos los Caldos verdes, preparados a base de sopa de col y patata acompañadas de algún embutido como salchichón o jamón ahumado; que al sur, donde se puede disfrutar de las cataplanas de marisco o pescado, por ejemplo.

La cataplana es el plato tradicional de la comida portuguesa, en la que se cocina en una cacerola cerrada herméticamente y que funciona a modo de olla a presión, mezclando los sabores de forma sana y natural.

El Bacalhau, el plato estrella de la comida portuguesa

Además, en toda su extensión, los portugueses son expertos en la cocina del Bacalhau, que presumen de poder prepararlo de 365 formas distintas, una para cada día del año. Pero además de este sabroso pescado, usan mucho marisco, pulpo, sepia y calamares (los famosos lulas).

Los portugueses pueden preparar el Bacalhau de forma distinta cada día del año.

No sólo comen pescado y productos del mar, ya que al igual que los españoles, comparten la afición por los productos porcinos, en toda su variedad de embutidos, y también celebran las matanzas de cerdos como un rito en el que se aprovechan todas las partes del animal.

Es muy típico encontrar cocidos portugueses, Cozido a portuguesa, semejantes a  nuestros cocidos gallegos o madrileños, con sus legumbres, carnes y verduras cocidas.

De mención especial son sus postres, muy dulces y azucarados todos ellos y preparados a base de huevo. Podemos encontrar el pudin flan, arroz con leche, los mazapanes típicos y por supuesto los Pasteles de Belém, pastéis de Belém o nata. Éstos últimos son una de las especialidades de la gastronomía portuguesa y están hechos de yema de huevo, leche y azúcar.